lunes, 9 de enero de 2012

JUAN PERELMAN, EL TIPNIS Y LA MOVIDA LIBERTARIA


Nunca ví a los paceños tan felices” exclamaba Juan Perelman, exultante el día de la recepción a la VIII marcha indígena a la ciudad de La Paz, conomovido por el sentimiento colectivo de hermandad que emergió espontáneamente con la gesta indígena. Por ello, el número de diciembre del 2011 del periódico Combate se denomina "Las mil mesetas del TIPNIS"; Perelman, editor de esta publicación anarquista, le dedica el número a analizar el caso TIPNIS. Para Perelman, el TIPNIS ha sido una insurrección que ha permitido “construir una nación sin Estado, una nación contra el Estado”, que ha puesto en cuestión la idea del “Estado plurinacional” de 36 grupos étnicos separados bajo hegemonía aymara (pp 2), y se ha afirmado la noción que Bolivia es una nación, “una tribu grande formada por muchas tribus diversas pero juntas…” (pp 2). El TIPNIS ha mostrado “la levadura humana que los pueblos indígenas le pueden aportar a Bolivia, su visión civilizatoria… a otra forma de ver el mundo y habitarlo” (pp 5); desde su sencillez, nobleza, afecto y amor, han iluminado la posibilidad de “construir junto con ellos, aprendiendo de ellos, una sociedad no capitalista, no estatal, no clasista” (pp. 5).

Lo de Perelman es una evidencia más que evidencia el impacto que ha tenido la revuelta del TIPNIS en la diversa y heterogénea movida liberaria boliviana ; militantes libertarios, como colectivos o individualidades se involucraron en la resistencia, desde una diversad tácticas y prácticas reflejando al mismo tiempo la diversidad de la movida. Normalmente la movida libertaria en el país está dispersa, subterránea, a veces hasta peleada entre sí dado su alto espíritu de autonomía e independencia; pero en los momentos de crisis emergen, aparecen juntos colaborando y apoyando(se); sucedió en la guerra del gas y sucedio ahora en la batalla del TIPNIS. Esos días un cc de Cochabamba le decía a otro con quien habían tenido rupturas "contigo no voy a participar más en un grupo, pero nos vemos en las calles", parece sintetizar la afirmación anterior.

BIBLIOGRAFIA
Perelman Fajardo, Juan (2011) “Las Mil Mesetas del TIPNIS”. La Paz: Combate. Periódico anarquista. Año 7; diciembre. Pp 2-41.

(1)Defino la movida libertaria boliviana como la diversidad de colectivos, comunidades e individualidades autónomas caracterizadas por su antiestatalismo, anticapitalismo y toda forma de dominación y apuesta o tolerancia hacia formas de vida y prácticas autogestionarias, comunitaristas, de apoyo mutuo. En ella encontramos anarquistas en sus diversas tendencias, libertarios anticapitalistas, indigenistas, feministas, ecologistas, marxistas autónomos. Se caracterizan por sus formas organizativas horizontalistas, nómadas y flexibles –colectivos que aparecen y desaparecen, descentralizados -como los grupos de afinidad; operan en base a redes de información (desde digitales hasta el boca a boca) y colaboración; para Raquel Gutierrez podrían formar parte de los llamados “entramados comunitarios” (Gutierrez, 2011). Y lo de “movida” es el término más o menos aceptado por sus participantes.
No incluyo a lxs firmantes del documento demandando la 2recuperación del proceso”, algunos de los cuales se incorporaron a la marcha indígena –Alejandro Almaráz, Oscar Olivera, entre otros, porque el contenido del documento es estadocentrico, defienden la constitución, criticada por lxs libertarios por su enfoque de fragmentación étnica (Perelman, 2011), desarrollismo (Crespo, 2010).

PD. El texto es un fragmento de un ensayo en curso.

1 comentario:

ANTIPOSES dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.